Trump se rehúsa a ceder

Ciudad de México, 09 de noviembre de 2020. Hay sentimientos encontrados en el círculo de Trump sobre su decisión de jugar al golf el sábado, cuando era posible que se diera a conocer el triunfo de Biden.

En el círculo íntimo de Donald Trump crece el reconocimiento de que los esfuerzos para revertir la victoria de Joe Biden serán inútiles, aunque algunos asesores han instado al presidente a perseguir desafíos legales específicos, según personas familiarizadas con el asunto.

Trump no ha dado indicios de que se esté preparando para ceder. Su ayudante más cercano, yerno y asesor principal, Jared Kushner, recomendó al presidente que pida a los tribunales que garanticen la transparencia en torno al conteo de boletas en varios estados en disputa, dijeron las personas.

El presidente se está quedando más atrás de Biden en tres estados fundamentales: Pensilvania, Georgia y Nevada, y no ha recuperado suficiente terreno en Arizona para que sea probable que el estado vuelva a la columna de Trump. Ahora está detrás de Biden por unos 101 mil votos combinados en los cuatro estados, con los mayores déficits en Pensilvania y Nevada.

Hay conciencia entre los asistentes de Trump de que la elección se ha decidido, según tres de las personas.

Pero el presidente planea explorar todas las opciones para garantizar que los votos legales se cuenten y los votos que la campaña sostiene que son ilegales no lo son, dijo una de las personas. Ni Trump ni su equipo han hecho pública ninguna evidencia de irregularidades generalizadas en las elecciones o votos ilegales.

El equipo del presidente planea hacer movimientos legales adicionales a partir de este lunes, según una persona cercana, que se negó a dar más detalles.

La victoria de Biden fue anunciada poco antes del mediodía, hora de Nueva York, el sábado por Associated Press (AP) y las cadenas de televisión, luego de que se ampliara la ventaja del exvicepresidente en Pensilvania. Varios líderes extranjeros, incluido el primer ministro canadiense Justin Trudeau y el primer ministro británico Boris Johnson, emitieron rápidamente declaraciones felicitando al presidente electo, y Biden y la vicepresidenta electa Kamala Harris pronunciaron discursos de victoria el sábado por la noche.

Trump estaba en su campo de golf en el norte de Virginia el sábado cuando se dieron a conocer los resultados y regresó allí el domingo.

El expresidente George W. Bush habló con Biden y Harris este domingo, dijo su oficina en un comunicado que se refería a Biden como el presidente electo.

Bush dijo que Trump “tiene derecho a solicitar recuentos y presentar impugnaciones legales”, pero agregó que “el pueblo estadounidense puede confiar en que esta elección fue fundamentalmente justa, se mantendrá su integridad y su resultado es claro”.

Miembros del equipo de Trump se reunieron con el presidente el sábado en la Casa Blanca después de que jugó 18 hoyos de golf: David Bossie, un operativo político republicano que supervisa la lucha legal; el abogado Eric Herschmann; el director de campaña Bill Stepien y los asesores políticos senior Justin Clark y Jason Miller.

Trump continúa insistiendo en que derrotó a Biden, una afirmación sin mérito que ha sido compartida por otros en su órbita, incluido el abogado personal Rudy Giuliani. El presidente tuiteó el sábado que ganó las elecciones “POR MUCHO”.

Hay sentimientos encontrados en el círculo de Trump sobre su decisión de jugar al golf el sábado, cuando era posible que se diera a conocer el triunfo de Biden. Un asesor dijo que era una señal de que al presidente no le importaba si ganaba o perdía, incluso cuando los funcionarios de campaña, bajo sus órdenes, seguían adelante con los desafíos legales y de relaciones públicas.

Momentos después de que se convocara la carrera, Giuliani celebró una conferencia de prensa en una empresa de cuidado del césped en las afueras de Filadelfia, donde denunció fraude e irregularidades en las elecciones, sin presentar pruebas creíbles, y declaró que Trump no cedería.

Los equipos legales de la Casa Blanca y la campaña están trabajando al unísono para exponer cualquier irregularidad que puedan, dijo una persona. El asesor legal de la Casa Blanca, Pat Cipollone, se reunió con Trump el viernes, junto con Kushner, Bossie, Miller, Clark, Stepien, la asesora Hope Hicks, el jefe de redes sociales Dan Scavino y Marc Short, el jefe de gabinete del vicepresidente.

Hasta ahora, la lucha legal no ha tenido mucho éxito. Se han desestimado varias demandas en Pensilvania, Nevada, Georgia y Michigan. La Corte Suprema concedió temporalmente la solicitud del Partido Republicano de Pensilvania de afirmar que las boletas por correo que lleguen tarde en el estado deben separarse en caso de que sean descalificadas.

Pero no está claro cómo eso ayudaría a Trump. Necesita que se cuenten más papeletas para ganar votos en Pensilvania después de que Biden tomó la delantera.

El exgobernador de Nueva Jersey, Chris Christie, un aliado de Trump, dijo este domingo que los republicanos deben finalmente reconocer la victoria de Biden, pero agregó que el equipo del presidente ha tardado un tiempo en aceptar que perdieron una elección “muy polémica”.

“Tienes al presidente sentado en la Casa Blanca sin reconocerlo y creo que hay muchos republicanos que están tratando de entenderlo”, dijo Christie en “This Week” de ABC News.

“Por eso fue tan importante decirle al presidente desde el principio, ‘si su base es alegar que hubo fraude electoral, entonces muéstrenos”, dijo.

Los principales asistentes de campaña señalaron que lucharán todo el tiempo que el presidente quiera, incluso cuando la realidad de la derrota es cada vez más palpable.

El director de comunicaciones, Tim Murtaugh, tuiteó una foto de las portadas del Washington Times que supuestamente declaraba a Al Gore como el ganador de la carrera presidencial del 2000. Esas proyecciones se retractaron cuando George W. Bush tomó una estrecha ventaja en Florida y Bush ganó la presidencia después de que la Corte Suprema detuvo un recuento en ese estado.

El Washington Times dijo que las imágenes fueron “manipuladas” y que el periódico “nunca publicó un titular de ‘Presidente Gore’”. Murtaugh luego borró su publicación.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *