Pintan insultos raciales en residencia de LeBron James en Los Ángeles


Los Ángeles, 1 Jun (Notimex).- Autoridades del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD, por sus siglas en inglés) iniciaron una investigación para hallar a los responsables de insultos raciales pintados con aerosol en la casa del estrella del basquetbol LeBron James, en la exclusiva área de Brentwood, California.

Agentes del LAPD respondieron alrededor de las 06:45 horas a la casa en la cuadra 200 de la avenida Rockingham y encontraron la puerta principal de la propiedad vandalizada con un epíteto racial, según indicó la oficial Norma Eisenman.

El graffiti en la propiedad del superestrella de 32 años incluyó una referencia de la palabra despectiva sobre su raza pero ya fue restaurada, de acuerdo con la policía.

El acto de vandalismo fue reportado por primera vez por un guardia de seguridad que cuida la propiedad de James. Ese hombre denunció el incidente a la policía y se ordenó que la puerta se pintara inmediatamente.

La policía está buscando imágenes de seguridad del vecindario con la esperanza de identificar a un sospechoso.

La estrella del equipo Cleveland Cavaliers no estaba en casa en el momento del incidente, ya que el grupo se prepara para enfrentarse a los Golden State Warriors en las Finales de la NBA, que comienzan la noche del jueves en Oakland.

James dijo a periodistas en una conferencia de prensa de la final de la NBA, en el norte de California, que el vandalismo demuestra que el racismo “siempre será una parte del mundo”.

“Sabes, el odio en Estados Unidos, especialmente para los afroamericanos, se está viviendo todos los días”, dijo James, agregando que su familia no fue perjudicada y “eso es lo más importante”, apuntó.

El basquetbolista señaló que con este incidente recordó el funeral de Emmett Till, un adolescente afroamericano brutalmente asesinado en Misisipi en 1955, por supuestamente coquetear a una mujer blanca, cuyo cuerpo era visible en un ataúd abierto a petición de su madre.

“Quería mostrar al mundo lo que su hijo pasó como un crimen de odio y ser negro en América”, dijo James. “No importa cuánto dinero tenga, no importa lo famoso que seas, no importa cuántas personas te admiran, ser negro en Estados Unidos es difícil. Y tenemos un largo camino por recorrer”, sentenció.

James compró la propiedad en la exclusiva área del oeste de Los Angeles Brentwood de 9,440 pies cuadrados en 2015. Los registros muestran que se vendió por unos 21 millones de dólares. Fue construido en 2011.

Según unl informe de 2015 de la Comisión del Condado de Los Ángeles sobre las Relaciones Humanas, las estadísticas más recientes disponibles, el 58 por ciento de los crímenes de odio por motivos raciales en el condado ese año apuntaban a los afroamericanos.

El vandalismo representó el 29 por ciento de todos los delitos de odio en 2015, de acuerdo con el reporte.



Source link

قالب وردپرس

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *