Jalisco y sus medidas ante el repunte de Covid-19

Ciudad de México, 29 de octubre de 2020.

Ante el incremento de contagios de Covid-19 en Jalisco, el gobernador Enrique Alfaro activó una versión diluida del llamado botón de emergencia que anunció el 13 de julio pasado; con este mecanismo, que entrará en vigor el próximo viernes y se extenderá durante 14 días, se busca reducir las actividades económicas y sociales durante las noches y los fines de semana, con el propósito de disminuir la movilidad hasta 40%.

Según el mandatario, el aumento de contagios se ha dado por el incremento de actividades sociales y recreativas, por lo que, a petición de los empresarios, se modificaron las condiciones del botón de emergencia para tratar de afectar lo menos posible a la industria y el comercio.

Así, entre el 30 de octubre y el 13 de noviembre, de lunes a viernes se suspenderán la mayoría de las actividades en todo el estado —a excepción de Puerto Vallarta— de las 19:00 horas a las 06:00 horas del día siguiente, mientras que los fines de semana el paro iniciará a las 06:00 horas del sábado y terminará a las 06:00 horas del lunes.

En Puerto Vallarta, la suspensión será de lunes a domingo, de las 20:30 horas a las 06:00 horas del día siguiente.

A excepción de la industria y hoteles, las actividades que deberán parar son las económicas, comerciales y de servicios, cualquier servicio técnico, plazas, centros y corredores comerciales, tiendas de autoservicio, clubes de precio y tiendas departamentales, mercados públicos y tianguis, oficinas corporativas, actividades culturales, recreativas y deportivas, unidades deportivas, así como actividades y ceremonias religiosas.

Además, están prohibidas las reuniones de más de 10 personas y los eventos sociales privados; en tanto, el transporte público dejará de operar a las 21:00 horas y reanudará labores a las 05:30 horas del día siguiente.

Los servicios de plataformas de transporte de personas, como Uber, cerrarán sus aplicaciones en el mismo horario.

Sólo podrán operar con normalidad los servicios hospitalarios y equipos médicos, farmacias, clínicas, laboratorios y veterinarias, tiendas de conveniencia y abarrotes, industria, servicios de seguridad, equipos de auxilio y protección civil, servicios básicos de energía, agua y telecomunicaciones, paquetería, gasolinerías y gaseras, ajustadores de aseguradoras, servicios de taxis convencionales, servicios a domicilio de restaurantes, servicios funerarios, aeropuertos y terminales de autobuses.

Para inhibir las fiestas privadas, la Secretaría de Seguridad del estado reforzará los operativos de alcoholimetría.

El gobernador indicó que no se trata de estar persiguiendo a las personas que hacen fiestas, sino de que todos entiendan que no es momento de hacerlas.

Aclaró que no se trata de un toque de queda, pues las personas podrán estar en la vía pública en cualquier momento.

En la entidad hay un acumulado de 89 mil 988 casos de Covid-19 y 3 mil 967 defunciones; tan sólo el martes se registraron 904 contagios y 46 muertes, algo que no había ocurrido a lo largo de la pandemia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *